guanajuatobest.com Blog


Economía en Guanajuato.

Posted in Sierras y Montañas by Guillermo Smith on the July 20th, 1995

                        En época de la colonia, las ciudades de México, Puebla, Zacatecas, Morelia y Guanajuato, eran consideradas como las más destacadas en toda América, mientras, a lo que hoy es Nueva York, arribaba el barco Mayflowers.


                         Aquí en Guanajuato ya florecía la economía, el arte y la cultura. Eramos conocidos en Europa a través de viajeros notables como el Baron Von Humboldt, quien escribió impresionado acerca de lo que vio de nosotros.


                         Ahora, siglos despues, el panorama para nuestra ciudad de torna nebuloso, la economía está en crisis, el turismo se retira, los servicios son obsoletos, los ciudadanos nos dedicamos a criticarnos mutuamente, las reuniones propositivas no acaban nunca en nada concreto y la existencia de un gobierno estatal y otro municipal, emanados de diferentes partidos políticos, ha creado la fórmula especial que se requería para dar la puntilla final a esta, nuestra ciudad que vivió siempre al cobijo de los señores que despachaban por el rumbo del Paseo de la Presa de la Olla.

  
 
                         Actualmente, las erogaciones de las arcas estatales, están condicionadas a ciertas fórmulas empíricas que dicen que, de lo que aporta el municipio, se le revertirá un porcentaje en apoyos; esto nos coloca en terrible desventaja contra ciudades como León, Irapuato o Celaya, las cuales, por su diversificada industria, poseen amplios medios de retribución, contrariamente a lo que sucede en nuestra ciudad, cuya economía sui generis es de índole menor, ya que los servicios que como capital presta al Estado, no le generan ingresos.


                          Es necesario acotar que el rubro minero,  cuya importancia en los últimos tiempos ha sido muy relativa, no aporta nada al municipio, ya que sus retribuciones van a dar a la federación. Otros, como el Museo de las Momias, estacionamientos públicos, centro de convenciones, que producen un superávit, tampoco aportan recursos al erario municipal.


                         Ante esta realidad, es oportuno y conveniente replantear y aclarar ciertas apreciaciones que se hicieron en el pasado: 
      La mayoría de los guanajuatenses no nos opusimos a la construcciones del desarrollo del área de la Purísima, empero sí a que la capital saliera de esta ciudad; tampoco hubo oposiciones para que vinieran capitales foráneos, sino a que éstos trajeran personal técnico y profesional del extranjero, ya que no era el camino correcto, pues los profesionistas y ciudadanos locales deben tener preferencia de participación en los proyectos y obras que se desarrollen aquí.

      Creo que la recién estrenada administración gubernamental debe ser un parteaguas para que se inicie una cooperación entre todos los protagonistas: pueblo, gobierno, inversores, y que, de común acuerdo, empecemos a trabajar en acciones concretas que solucionen los problemas que aquejan a nuestro municipio.

  –    Proyectos ya existen, sería ocioso enumerarlos, algunos son de realización a muy largo plazo, pero la implementación de los más urgentes como agua potable y saneamiento, vialidades, dignificación urbana y, en general, obras que atraigan al turismo, como el rescate de la Hacienda de Salgado, de la Casa de Moneda, de la Cuenca de La Esperanza, La Soledad, del Río de Marfil, etc. redundaría en un enorme beneficio para los que aquí vivimos.

 
                         Es hora de trabajar unidos, los que aquí nacimos y los que han llegado de otros lugares y que sienten amor a estos muros viejos que hemos heredado de gente como Lucio Marmolejo, Lucas Alamán, Lascurain de Retana, Ignacio Coromina, el Maestro Ruelas y toda esa pléyade de prohombres que algún día recorrieron nuestra calles.

Julio 20 de 1995.

Ing. Guillermo F. Smith Guerrero